Páginas vistas en total

domingo, abril 13, 2008

A matter of fact

De la prosa de Antonio Burgos se sigue que para éste el PSOE y los movimientos de su Secretario General son una cuestión personal. Se muestra, en consecuencia., como un penúltimo mohicano de los que nunca se asomaron a los frentes más arriesgados. Véase. De tal manera parece que se toma el nombramiento de Chacón para el Ministerio de Defensa, etc. y así piensa, tal vez con razón, que se lo toman los más de sus lectores.
Y tomarse la materia política de tal manera es, como acostumbraban a decir los empleados de cuello blanco de hace dos generaciones, contraproducente Una conducta inapropiada, dicen en otros lugares. Como Burgos ha probado repetidamente que no es su trabajo ni está dotado para el análisis político, no podemos ni debemos afearle que incurra en ese error de perspectiva. Algo que no quita que su posición sea diagnosticable y acaso significativa.
Porque incluso si se tratara objetivamente de una cuestión personal -suya y de los más de sus lectores-, los nombramientos de mujeres que tanto le disgustan se habrían hecho para registrar su esperada y pavloviana reacción. Como efecto quizá no tan colateral, como coartada y como virtud que se sitúan en el centro de la política y desalojan otras cuestiones. Y si esto fuera así, júzguese cuán inapropiada resulta la reacción de Burgos, su falta de puntería y los juegos florales de todos sus prejuicios.

1 comentario:

FPC dijo...

Burgos no merecería ni siquiera el comentario, querido P.S. Pero supongo que el suyo está hecho para que se registre el nuestro, como indicas tú del suyo. Pues bien: lo aplauden tanto por allí abajo, lo tienen tantos en tan alta estima, que es casi seguro que habla sólo para ellos, los suyos. No espera, seguramente, que los demás le leamos: y menos, le comentemos. Lo que, cuando ocurre, le devuelve momentáneamente la razón (no quiero decir la cordura, sino el motivo) de escribir: ladran, luego cabalgamos, debe pensar. Yo, cuanto más ladre él, más aguijoneo a mi montura: por si las moscas.
Saludos.